Ké Huelga Radio

Comunicado del Consejo Regional Wixárika por la Defensa de Wirikuta

Viernes 30 de septiembre de 2016

AL CONGRESO NACIONAL INDÍGENA.

A LA CAMPAÑA NACIONAL POR LA DEFENSA DE LA MADRE TIERRA y EL TERRITORIO.

A LOS MEDIOS LIBRES y ALTERNATIVOS.

A LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN MASIVO.

A LA SOCIEDAD CIVIL ORGANIZADA.

AL PÚBLICO EN GENERAL.

Con fecha del 22 de septiembre de 2016. La comunidad de San Sebastián Teponahuaxtlán-Waut+a y Tuxpan-Kuruxi Manuwe de los municipios de Mezquitic y Bolaños, Jalisco. Ha recuperado con éxito una superficie de 184-73-10 hectáreas ubicados en el poblado de Huajimic, municipio de La Yesca, Nayarit., mediante el cumplimiento in situ mediante un acta de ejecución del Tribunal Unitario Agrario Distrito N.56 de Tepic, Nayarit. Predios que anteriormente estaban en posesión irregular de la Sra. Enriqueta Montoya Ultreras, de acuerdo a la sentencia dictada por el Tribunal Unitario Agrario Distrito N.16, en el expediente 769/2012.

ANTECEDENTES.

Como es sabido públicamente que desde tiempos inmemoriales, el Pueblo Wixárika está asentado en el territorio de la sierra madre occidental que se comprende entre los Estados de Jalisco, Nayarit, Durango y Zacatecas, agrupándose tradicionalmente en varias Comunidades Agrarias, entre ellas la Comunidad de San Sebastián Teponahuaxtlán-Waut+a y Tuxpan-Kuruxi Manuwe de los municipios de Mezquitic y Bolaños, Jalisco. A cada una de éstas comunidades agrarias les fue reconocido en su momento histórico por parte de la Corona Española, mediante el correspondiente Título Virreinal, el legítimo derecho de propiedad que tienen sobre las tierras que como pueblo originario venían ocupando desde antes de la llegada de los españoles.

Es así, que a la comunidad de San Sebastián Teponahuaxtlán-Waut+a y Tuxpan-Kuruxi Manuwe de los municipios de Mezquitic y Bolaños, le fue reconocido mediante Resolución Presidencial de fecha 15 de julio de 1953, publicada en el Diario Oficial de la Federación del 19 de septiembre del mismo año, mediante la cual se decreta que la Comunidad Indígena Wixárika es la legítima propietaria de una superficie de 240,447-04-00 hectáreas, ubicadas en los municipios de Mezquitic y Bolaños en el estado de Jalisco; Resolución Presidencial a la que se llegó al determinarse que los terrenos materia del reconocimiento son precisamente aquellos que había venido poseyendo la comunidad desde fines del siglo XVII, derivados del primer reparto hecho por la Corona Española y por ellos le fue reconocido mediante el Título Virreinal expedido a la comunidad en el año de 1718.

Ahora bien, desde hace varias décadas las tierras comunales que se encuentran en el lindero sur-poniente de San Sebastián Teponahuaxtlán y Tuxpan de los municipios de Mezquitic y Bolaños, Jalisco, han sido ocupadas en una superficie aproximada de 10,000 hectáreas por ganaderos del poblado de Huajimic, municipio de La Yesca, Nayarit, quienes reclaman supuestos derechos de propiedad dentro de las tierras de la comunidad en cita.

Por las razones y antecedentes antes mencionadas, en el año 2007, la Comunidad de San Sebastián y Tuxpan, dio inicio a un proceso de recuperación del territorio en conflicto con los posesionarios ganaderos de Huajimic, mediante la interposición de 47 juicios de restitución agraria ante el Tribunal Unitario Agrario (TUA) competente, luego de casi 10 diez años de juicio ha logrado obtener hasta el momento 13 sentencias favorables, las cuales determinan que la superficie es comunal y debe ser restituida a sus legítimos propietarios, es decir, a los Wixaritari de San Sebastián y Tuxpan.

Por la razón última, y en vista de que la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (SEDATU) no operó el programa de Conflictos Sociales en el Medio Rural (COSOMER) para dar una solución justa al conflicto; pese a que la comunidad Wixárika insistió por varios años. Por ello, bajo decisión tomada en asamblea solicitó la EJECUCIÓN FORZOSA de la sentencia relativa al expediente 769/2012, parte de las 13 sentencias que causaron ejecutoria.

Es así que, con fecha 09 de agosto del año en curso la comunidad citada, solicitó al Tribunal Unitario Agrario Distrito 56 de Tepic, Nayarit; procediera a llevar a cabo LA EJECUCIÓN FORZOSA de los predios denominado “Piedra Bola “ y “Bola Negra”, con una superficie de 184-73-10 hectáreas, mismo que se encontraba en posesión irregular de la Sra. Enriqueta Montoya Ultreras, esto es, bajo sentencia definitiva dictada dentro del expediente 769/2012.

De esta forma con fecha 15 de Agosto del año vigente el Tribunal Unitario Agrario Distrito 56 de Tepic, Nayarit; en atención a la solicitud de la comunidad de San Sebastián Teponahuaxtlán y Tuxpan de los municipios de Mezquitic y Bolaños, Jalisco; acordó llevar a cabo la EJECUCIÓN FORZOSA DE LOS PREDIOS DENOMINADO “PIEDRA BOLA” y “BOLA NEGRA” por la superficie de 184-73-10 hectáreas señalando fecha para EL DÍA 22 DE SEPTIEMBRE DEL 2016, A LAS 10AM, fecha en la cual dicha superficie de tierra sería regresada a su legítimo dueño que no es otro que la Comunidad de San Sebastián Teponahuaxtlán y Tuxpan.

REALIZACIÓN DE LA EJECUCIÓN FORZOSA

La Brigada del Tribunal Unitario Agrario Distrito No. 56, arribó a la zona del conflicto en Huajimic, municipio de La Yesca, Nayarit., sin resguardo de seguridad de ninguno de los tres niveles de gobierno, en donde el Estado Mexicano no garantizó el estado de derecho poniendo en riesgo el cumplimiento de la ejecución de la sentencia, a la Brigada del Tribunal y a las partes del presente conflicto.

En el que la Fiscalía General del Estado de Nayarit y la Policía Estatal Preventiva Nayarit ignoraron la petición de seguridad que se les solicitó con antelación por parte del Tribunal Unitario Agrario Distrito 56. Y en los mismos términos, el llamado que la comunidad Wixárika de San Sebastián Teponahuaxtlán-Waut+a y Tuxpan-Kuruxi Manuwe hizo a través del Boletín de Prensa, Comunicado Oficial del Consejo Regional Wixárika por la Defensa de Wirikuta, y de viva voz en la rueda de prensa realizado el 09 de septiembre de 2016, en Casa Clavigero del ITESO.

Por su parte, tal como lo habían mencionado aproximadamente mil comuneros Wixaritari de la comunidad de San Sebastián Teponahuaxtlán y Tuxpán de Bolaños, integrados por niños, niñas, jóvenes, mujeres, hombres y ancianos, acompañados por las autoridades tradicionales y agrarias hicieron una primera parada a la altura del poblado de Huanacaxtle, tras haber caminado por más de 3 horas desde el paraje denominado Mayeniuwe-San Isidro, para encontrarse con la brigada del Tribunal Agrario procedente de la ciudad de Tepic, Nayarit.

Sin contratiempos, avanzaron hasta el predio en conflicto “Piedra Bola” y “Bola Negra”, para dar inicio con la diligencia.

Estando constituido dentro de los predios “Piedra Bola” y “Bola Negra”, la Brigada del Tribunal Unitario Agrario (TUA) Distrito 56, expuso los motivos: El motivo de acudir a éste lugar es para el efecto de llevar a cabo la realización de una diligencia, por orden de comisión del Tribunal Unitario Agrario Distrito 56 de Tepic, Nayarit, a cargo del magistrado Doctor Aldo Saúl Muñoz López, en el que se nos ordena proceder a llevar a cabo la ejecución de la sentencia dictada con fecha 14 de Junio del 2012, por el Tribunal Unitario Agrario distrito XVI con sede en Guadalajara, Jalisco en los autos del expediente agrario número 769/2012, relativo a la acción agraria de restitución de tierras comunales y otras, promovido por los integrantes del Comisariado de Bienes Comunales de la comunidad Indígena de San Sebastián Teponahuaxtlán y Tuxpan, municipios de Mezquitic y Bolaños, Estado de Jalisco, en contra de Enriqueta Montoya Ultreras, manifestó la actuaria de la Brigada del TUA Distrito 56.

Para ello en primer término la actuaria ordenó los trabajos del levantamiento topográfico y recorrido del predio para identificar la superficie de 184-73-10 hectáreas, esto es, a cargo del Ing. Topógrafo adscrito al TUA Distrito 56. Mientras se realizaban los trabajos técnicos, los actuarios con la ayuda de las partes se abocaron a la agrupación, conteo e identificación de ganado que se encontrara dentro de la superficie materia de restitución.

Posterior a estos trabajos, se levantó el ACTA DE EJECUCIÓN en el que la brigada constató todo lo que pudo distinguir al interior del predio, en el que se pudo confirmar 184-73-10 hectáreas en campo cuyas superficie, colindancias, rumbos y distancias se describen en el plano y cuadro de construcción que se anexó al Acta de Ejecución. De igual manera, se verificó la presencia de 87 ganados bovino y vacuno, 45 grandes y 42 chicos en los que se identificaron más de cuatro fierros, es decir, de varios propietarios, entre ellos la Señora Enriqueta Montoya Ultreras.

A raíz de ello el Tribunal exhortó a los propietarios a desalojar el ganado, otorgándoles un término de tres días para el desalojo, puesto que en su momento se negaron a sacarlos. Y a pesar de que la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural y Pesca fue notificada para llevar a cabo el realeo de ganado, no compareció al lugar para cumplir esta función, motivo por el que se nombró al Comisariado de Bienes Comunales de la comunidad de San Sebastián y Tuxpan como Depositario Judicial para que por conducto de él, los propietarios retiren su ganado.

En este mismo término la Sra. Enriqueta Montoya Ultreras además de su ganado deberá de sacar sus pertenencias existentes dentro de la superficie ahora propiedad de la comunidad.

Habiéndose constatado lo anterior la brigada del Tribunal concluyó la diligencia mediante un ACTA DE EJECUCIÓN, a la que se dio lectura y se firmó por las partes interesadas.

Finalmente, siendo aproximadamente a las 4:30 p.m. del día 22 de septiembre del 2016, la Brigada del Tribunal Unitario Agrario Distrito 56. Hizo toma de protesta de aceptación solemne a las autoridades agrarias de la comunidad multicitada en la que procedió la entrega, real, material y jurídica de la superficie de 184-73-10 hectáreas, mediante el ACTA DE EJECUCIÓN antes descrita.

CONSECUENCIAS INMEDIATAS DE LA EJECUCIÓN

Esclarecemos que la ejecución llevada a cabo el día 22 de septiembre del año en curso, ha sido y será histórica ya que por más de 40 años la comunidad Wixárika en mención ha exigido ante los tribunales la restitución de sus tierras ancestrales, ante la expectativa de que las subsiguientes ejecuciones que ya están en puerta se realicen en buenos términos.

Una vez concluida la diligencia de ejecución, la Brigada del Tribunal, el Equipo Jurídico de la comunidad y el grupo de Medios de Comunicación que asistieron, se retiraron del lugar de los hechos rumbo a sus lugares de origen, sin embargo, en el entronque de la brecha de los predios materia de recuperación que cruza con la carretera que viene de Guadalupe Ocotán hacia el poblado de Huajimic-Tepic, un grupo de ganaderos de Huajimic, habían bloqueado el paso, impidiendo que se retiraran, con el propósito único de reclamarle a la Brigada del Tribunal que la ejecución se había hecho de manera engañosa y sin notificación alguna. Siendo que el pasado 29 de febrero del año en curso, se citó mediante una notificación de ley a todos los demandados sentenciados a una AUDIENCIA DE EJECUCIÓN en el TUA Distrito 56 de la ciudad de Tepic, Nayarit.

El reclamo de los ganaderos de Huajimic más allá de los actos intimidatorios y gritos despectivos hacia la Brigada, Abogados de la comunidad, Prensa y la comunidad Wixárika, es que el gobierno competente en la materia les sufrague y/o indemnice con buenos avalúos por el tiempo que usufructuaron las tierras, hoy materia de litigio.

Por todo lo anterior el Consejo Regional Wixárika por la Defensa de Wirikuta exigimos lo siguiente:

Reiteramos una vez más, que el Estado Mexicano y sus tres instancias de gobierno en estricta observancia del estado de derecho que debe de prevalecer, garanticen y se comprometan a asegurar eficientemente las subsiguientes ejecuciones de las sentencias dictadas por la autoridad agraria competente en pro de la comunidad de San Sebastián Teponahuaxtlán y Tuxpan de los municipios de Mezquitic y Bolaños, Jalisco.

Que la Comisión para el Diálogo con los Pueblos Indígenas de México, si realmente tiene el compromiso de salvaguardar los derechos de los pueblos indígenas, actué ahora o nunca, es un ultimátum que el pueblo Wixárika le exhorta. Ya que en ésta diligencia del 22 de Septiembre no contribuyó de acuerdo a sus facultades y obligaciones.

Así mismo, reiteramos la exigencia a los Gobiernos de los Estados de Jalisco y Nayarit, representados por sus Gobernadores Jorge Aristóteles Sandoval Díaz y Roberto Sandoval Castañeda principalmente éste último, quien ha mostrado silencio a la situación que se vive entre el poblado de Huajimic municipio de La Yesca, Nayarit., con la comunidad de San Sebastián Teponahuaxtlán y Tuxpan de los municipios de Mezquitic y Bolaños, Jalisco. A que se comprometan a brindar y prestar todas las facilidades necesarias para que se lleven a cabo de forma pacífica y correcta las ejecuciones próximas, no sin antes exigirles que hagan las gestiones pertinentes para que el asunto sea atendido por el Gobierno Federal.

Que la Secretaría de Desarrollo Agrario Territorial y Urbano (SEDATU) intervenga de manera inmediata en el conflicto que enfrenta la comunidad de San Sebastián Teponahuaxtlán y Tuxpan de los municipios de Mezquitic y Bolaños, Jalisco con el poblado de Huajimic municipio de La Yesca, Nayarit. Para que a través del programa de Conflictos Sociales en el Medio Rural (COSOMER) opere y resuelva en definitiva en conjunto con el Tribunal Unitario Agrario competente, esto es, para que se garantice la debida ejecución y así evitar que se agrande y agrave el problema social que de por sí ya enfrentan los Wixaritari con los ganaderos de Huajimic.

El Estado Mexicano y su gobierno en sus instancias, federal, estatal, y municipal vigilen para que esta primera ejecución realizada el 22 de septiembre del año en curso, culmine y cierre en buenos términos. Y de esta forma se garantice en el mismo sentido las futuras ejecuciones.

Finalmente solicitamos a todo el Público, a los Medios Libres y Alternativos, a los medios Masivos, a la Sociedad Civil Organizada, al Congreso Nacional Indígena y, a la Campaña Nacional por la Defensa de la Madre Tierra y el Territorio, estar atentos a lo que pase en el campamento que tiene en la zona recuperada la comunidad de San Sebastián Teponahuaxtlán y Tuxpan de los municipios de Mezquitic y Bolaños, Jalisco.

A T E N T A M E N T E

“TATEI YURIENAKA NO SE VENDE SE AMA Y SE DEFIENDE”

SEPTIEMBRE 25 DEL 2016.

“EL CONSEJO REGIONAL WIXÁRIKA POR LA DEFENSA DE WIRIKUTA”


Portada del sitio | Contacto | Mapa del sitio | | Estadísticas del sitio | Visitantes : 140 / 4315626490

Seguir la vida del sitio es  Seguir la vida del sitio Noticias   ?

Sitio desarrollado con SPIP 3.0.22 + AHUNTSIC

Creative Commons License